Traductor

jueves, 2 de julio de 2015

ALITAS DE POLLO DE CORRAL AL HORNO ESTILO GADITANO


El pollo de corral o de grano constituye otro ejemplo de cómo la alimentación y las condiciones en las que vive un animal (incluso la delicadeza en el sacrificio) condicionan sus características saludables y gastronómicas. De ahí las grandes diferencias que existen entre el pollo que se cría en un espacio abierto y alimentado con grano, de aquellos que se crían en condiciones de hacinamiento o estabulación y alimentados con pienso.


Pollo de Corral: Saludable y recomendable para todosCATEDRÁTICO DE FISIOLOGÍA En general la carne de pollo es muy saludable y recomendable para todas las edades y en especial para los mayores (Se mastica y se digiere con facilidad). Destaca su contenido en proteínas de elevada calidad biológica (de 19 a 22 g por 100 g) y su bajo contenido en grasa. La carne de pollo, pechuga o muslo, sin la piel, contiene de 2,5 a 3,5g por 100g de grasa total, a partes iguales entre saturadas e insaturadas. El contenido en grasas puede aumentar a 10 g por 100 g si se consume la piel. La parte magra del pollo contiene poco colesterol (70 mg por 100 g), pero esta cifra casi se duplica con la piel. Es de las carnes que menos aumentan el ácido úrico. Destaca su elevado contenido en potasio, fósforo y cinc y las vitaminas B1 (tiamina), B2 (riboflavina) y B3 (niacina). La niacina es muy importante para prevenir y tratar problemas cerebrales de la edad avanzada como la enfermedad de Alzheimer. Investigaciones recientes muestran que aquellas personas mayores, que ingieren más de 22 mg de niacina por día, tienen menos probabilidad de desarrollar estos problemas. Y 100 g de filetes de pollo aportan 14 mg de niacina. Los problemas con los pollos industriales tienen que ver con tres factores principales. Se les restringe la movilidad y su alimentación es artificial, lo que influye en la composición de su carne. El tercer factor es más problemático: la posibilidad de contaminación de la carne por diversas substancias. Los pollos hacinados tienden a desarrollar enfermedades infecciosas con más frecuencia (bacterias, hongos, protozoos, parásitos) las cuales requieren tratamiento con antibióticos y otros productos; y en muchas explotaciones se los administran de forma preventiva. Además, con el fin de lograr unas buenas tasas de engorde y rentabilidad, algunas explotaciones utilizan suplementos (hormonas y promotores de crecimiento) y piensos reforzados. Todos esos productos van en la carne que llega al consumidor. Los pollos de corral tienen que recibir las vacunas que determina la ley y en caso de enfermedad los animales reciben el tratamiento correspondiente, pero no se les administra medidas preventivas. Los pollos de corral suelen recibir una alimentación de grano que suele completarse con algo de pienso y lo que el pollo encuentra por las zonas donde se mueve. Uno de los peligros de la carne del pollo es que se contaminan fácilmente con algunos gérmenes que pueden ocasionar enfermedades en las personas. Este riesgo se puede evitar con medidas fáciles: nunca consumir pollo crudo o poco hecho, nunca conservarlo crudo en la nevera más de dos días, si lo cocinamos puede durar dos días más. Si no se va a cocinar, es mejor congelarlo en cuanto lleguemos a casa.
Después de las indicaciones de los que mas saben vamos a elaborar unas alitas de pollo de corral estilo gaditano. Receta fácil donde las halla. No ensuciaremos nada, ya que se hacen en el horno. Pero es un bocado tan humilde como suculento,y para acompañar en mi Cadíz, se ponen con patatas chips al ajilllo. Se suelen comer en las bodegas , esos sitios que tienen tanto arte y encanto,donde el Jamón Serrano y el vino de manzanilla recobran vida en un degustar tan fino donde el broche son las alitas de pollo al limón junto a la mejor de las compañías.Las puedes acompañar con unos tomates aliñados, gazpacho, ensalada, patatas fritas.....etc.Comenzamos;

ALITAS DE POLLO DE CORRAL AL HORNO ESTILO GADITANO

INGREDIENTES PARA 2 PERSONAS:
7 U 8 alitas de pollo de corral.( si son alitas normales también las puedes hacer ).
Aceite de oliva virgen extra.
1 limón hermoso.
Sal rosa del Himalaya. ( Le puedes echar sal normal si no tienes rosa)

NOTA:Tener en cuenta que mi horno es pequeño, si el tuyo tienes mas potencia se aran antes.

Horno a 200º introducir la bandeja por la mitad \calor arriba y abajo\ 20\30 minutos el churruscado que mas te guste.A los 15 minutos dale la vuelta.


Limpiaremos de alguna pluma despistada. Pondremos una gota en la bandeja del horno (yo uso una fuente de cristal) y extenderemos, meteremos en ella las alitas y añadiremos por encima una gota de aceite para embadurnarlas (pero lo justo para que no se peguen que van a soltar grasa) añadiremos el zumo de medio limón por las dos caras y sal.
El otro medio limón se lo añadiremos cuando les demos la vuelta en el horno.
y trascurrido el tiempo, este es el resultado ....
estan crugientes y apetecibles y como las hemos hecho al horno en vez de fritas la mitad de grasa y mas saludables. En casa se comen para cenar.
Como habéis visto no son nada complicadas  y en un momentito sales airoso y con galones ....
el toque negruzco es por el ácido del limón,
Que aprobeche¡¡¡¡¡¡








Estas sin embargo no llevan limón si el mismo proceso y se quedaron así de preciosas y sabrosas  y muy, muy, crugientessssssss¡¡¡¡¡



Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludooo...;¡¡¡

Pulpo con tomates confitados y hierbas


El pulpo

Cien gramos de pulpo contienen solo 1,4 gramos de grasa y 91 kilocalorías. Es rico en B12, una vitamina hidrosoluble entre cuyas funciones está la de ayudar a la formación de glóbulos rojos y al crecimiento corporal. Un desajuste, exceso, defecto o ausencia, hace que el organismo no trabaje de manera adecuada y se producen alteraciones. Entre los minerales que aporta destacan el fósforo, el yodo y el calcio.

Pulpo con tomates confitados y hierbas..ÓSCAR OLIVA

Ingredientes
Para 4 personas:
1 pulpo.
Para los tomates confitados: 200 gramos de tomates cherry, tomillo, romero, 50 gramos de ajo, 9 gramos de aceite de oliva virgen extra, pimienta y sal.
Para la pasta verde:
1 cabeza de ajo, 1 manojo de perejil, 1 limón, sal.
Elaboración
El pulpo
Limpiar el pulpo. Escaldarlo tres veces en agua hirviendo y cocerlo durante 20 minutos. Apagar el fuego y dejarlo enfriar en esa misma agua hasta el día siguiente.
Los tomates confitados
Escaldar y pelar los tomates cherry. Servirlos enteros en un bol con una cucharada de aceite de oliva, pimienta, sal y las hierbas aromáticas. Mezclar bien para que los tomates se impregnen. Disponer los tomates en una bandeja de horno y deshidratarlos a 80 ºC durante dos horas hasta que adquieran el aspecto de una pasa. Reservar.
La pasta verde
Asar la cabeza de ajo envuelta en papel de aluminio en una parrilla hasta que esté confitada. Extraer la pasta de ajo y reservar. Blanquear el perejil –meter dos segundos en agua hirviendo con un colador– y enfriarlo rápidamente en agua con hielo para fijar la clorofila. Triturar el perejil con la pasta de ajo, añadir unas gotas de limón. Pasar por un chino para obtener una pasta verde bien lisa. Reservar.
Acabado y presentación
Brasear la ración de pulpo en la parrilla. Embarrar los tomates y las hierbas con una cucharada de pasta verde en un bol. Disponer una pincelada de pasta verde en el plato, servir el pulpo y terminar con los tomates y hierbas aliñadas.
receta de Pulpo con tomates confitados y hierbas. / ÓSCAR OLIVA
Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludooo....

Saber mejor . /Chef ÓSCAR OLIVA

Saber mejor

Gracias a Internet y a la proliferación de escuelas, la cocina está viviendo una revolución sin precedentes. Hoy el aprendiz puede saber más sobre un área que su curtido maestro.


Pulpo con tomates confitados y hierbas. / ÓSCAR OLIVA


En medio de uno de los debates más agrios vividos en los últimos años dentro de la cocina española, el chef desencadenante de la polémica proclamó durante un importante congreso de gastronomía algo parecido a esto: “Para comer un tomate y luego defecarlo no hace falta saber su composición. Solamente si está bueno o no”. Parte del auditorio, entre el que se encontraban algunos afamados cocineros, estalló de júbilo al escuchar aquellas consignas. Esa ola de pasión desa­tada por aquellas frases venía motivada por algo que estaba sucediendo en la gastronomía y que ponía de los nervios a parte de los profesionales del sector: el fin de un modelo. Este miedo al cambio es algo que supo capitalizar muy bien quien pronunció las palabras antes citadas y que utilizó como su estandarte revolucionario.
Para entender qué estaba pasando hay que recordar que la cocina profesional siempre ha sido una actividad sujeta a un conocimiento jerarquizado, transmitido de maestros a aprendices, y donde la experiencia, como en casi todas las actividades de la vida, es un valor primordial. Con el auge de los congresos de cocina, el florecimiento de escuelas y academias culinarias, y, sobre todo, con los nuevos canales de acceso a la información –en especial Internet y las redes sociales–, el sector estaba sufriendo un revolcón sin precedentes. Hoy el alumno puede saber más sobre un tema que el veterano maestro, haciendo que sus medallas tiemblen y los bigotes consagrados se enlacien. El experimentado jefe de cocina sabe, por propia experiencia, cómo elaborar una mayonesa. Pero su alumno se pregunta si con otra proteína tensioactiva en vez de yema se podría emulsionar el aceite y así presentar una alternativa para los alérgicos al huevo. Ese pobre hombre curtido en mil batallas, que sustenta sus méritos sobre cientos de quemaduras, litros de sudor, grandes dosis de perseverancia y mucho padecimiento, mira aturdido a aquel chico resabido sin saber si darle con el revés de la mano o ponerse a llorar.
Afortunadamente, el mundo ha cambiado mucho, y en el entorno de la gastronomía la cantidad de conocimiento que ha aflorado y calado desde diferentes campos es extraordinario, y, en parte, el causante del avance de la cocina acaecido en los últimos años. Es cierto que para elaborar un gran arroz no hace falta saber qué es la amilasa, o la amilopectina, pero nadie podrá negar que conocerlo no impide que lo puedas hacer bien. Como ocurre en todas las actividades humanas, el conocimiento nunca ha sido un problema, sino la solución de muchas incógnitas. Octavio Paz nos dejó una cita para reflexionar: “Las masas humanas más peligrosas son aquellas en cuyas venas ha sido inyectado el veneno del miedo…, del miedo del cambio”. Pensemos sobre ello.

Pulpo con tomates confitados y hierbas

Ingredientes
Para 4 personas:
1 pulpo.
Para los tomates confitados: 200 gramos de tomates cherry, tomillo, romero, 50 gramos de ajo, 9 gramos de aceite de oliva virgen extra, pimienta y sal.
Para la pasta verde:
1 cabeza de ajo, 1 manojo de perejil, 1 limón, sal.
Elaboración
El pulpo
Limpiar el pulpo. Escaldarlo tres veces en agua hirviendo y cocerlo durante 20 minutos. Apagar el fuego y dejarlo enfriar en esa misma agua hasta el día siguiente.
Los tomates confitados
Escaldar y pelar los tomates cherry. Servirlos enteros en un bol con una cucharada de aceite de oliva, pimienta, sal y las hierbas aromáticas. Mezclar bien para que los tomates se impregnen. Disponer los tomates en una bandeja de horno y deshidratarlos a 80 ºC durante dos horas hasta que adquieran el aspecto de una pasa. Reservar.
La pasta verde
Asar la cabeza de ajo envuelta en papel de aluminio en una parrilla hasta que esté confitada. Extraer la pasta de ajo y reservar. Blanquear el perejil –meter dos segundos en agua hirviendo con un colador– y enfriarlo rápidamente en agua con hielo para fijar la clorofila. Triturar el perejil con la pasta de ajo, añadir unas gotas de limón. Pasar por un chino para obtener una pasta verde bien lisa. Reservar.
Acabado y presentación
Brasear la ración de pulpo en la parrilla. Embarrar los tomates y las hierbas con una cucharada de pasta verde en un bol. Disponer una pincelada de pasta verde en el plato, servir el pulpo y terminar con los tomates y hierbas aliñadas.

El pulpo

Cien gramos de pulpo contienen solo 1,4 gramos de grasa y 91 kilocalorías. Es rico en B12, una vitamina hidrosoluble entre cuyas funciones está la de ayudar a la formación de glóbulos rojos y al crecimiento corporal. Un desajuste, exceso, defecto o ausencia, hace que el organismo no trabaje de manera adecuada y se producen alteraciones. Entre los minerales que aporta destacan el fósforo, el yodo y el calcio.
Fuente de País
Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludooo.

Cosas que debes saber antes de viajar a Seúl

Cosas que debes saber antes de viajar a Seúl

10 consejos útiles para moverse por la capital coreana que nos evitarán parecer maleducados, algún que otro atropello y abrasadoras sorpresas


Asia alberga costumbres muy diferentes a las occidentales y en sus países, como en todos, también existen ciertas normas no escritas que es preferible seguir. En el caso de Corea del Sur, y concretamente en su capital, Seúl, estos son algunos de los hábitos y curiosidades locales que debemos conocer para movernos por la ciudad sin problemas. 

01 Asientos (siempre) reservados

En España, si no hay nadie que los necesite, cualquier persona utiliza los asientos reservados a minusválidos, embarazadas y personas mayores en los medios de transporte público. En el metro de Seúl dichos asientos siempre permanecen vacíos y en ellos solo se sientan las personas mayores.

02 Barbacoa 24 horas

En los restaurantes siempre sirven agua y distintos banchan (반찬), y se puede pedir más de forma gratuita. A la hora de pagar, los acompañantes coreanos intentarán invitar, siendo esta una manera de mostrar hospitalidad. También hay que tener en cuenta que los horarios de comida son diferentes, aunque no habrá ningún problema en tomar un café, pedir algo para picar o disfrutar de una barbacoa a las 3 de la madrugada gracias a los restaurantes, cafeterías y tiendas de conveniencia que abren las 24 horas.

03 Para saludar bien

 El annyeonghaseyo (hola) va siempre acompañado de una breve inclinación de la cabeza. Para mostrar respeto al dar la mano, la mano contraria a la que se utiliza al saludar debe colocarse debajo del antebrazo de la que se usa.

04 Ojo peatón: muñeco en verde

A la hora de cruzar la calle hay que acordarse de una curiosidad importante: aunque se conduce por la derecha como en España, los conductores muchas veces consideran que, a pesar de que a los peatones les queden todavía unos segundos para cruzar con el semáforo en verde, es un buen momento para seguir su camino.

05 Wifi gratuito

En el país de la tecnología se puede encontrar bastantes puntos de wifi gratuito sin problemas, además de en las cafeterías. Eso sí, no todos los teléfonos funcionan aquí y es bastante probable que los de España no tengan cobertura.

06 Haz caso al cartel, aunque no lo entiendas

No se debe tirar el papel higiénico al WC, sino a la papelera. Esos carteles que todos los baños tienen, y que en su mayoría están escritos en coreano, dicen eso.

07 Fumar a escondidas

En Seúl fumar es legal, pero resulta habitual ver a la gente haciéndolo en callejones y apartados de la calle principal. No está bien visto. Curiosamente, está permitido encenderse un cigarrillo en la mayoría de las discotecas y muchas cafeterías tienen áreas reservadas para fumadores.

08 Te van a mirar...

Siendo turista es fácil ser objeto de muchas miradas, ni malas ni buenas, simplemente curiosas. Aunque la comunidad extranjera ha aumentado considerablemente en los últimos años, los coreanos, sobre todo los de mayor edad, todavía se sorprenden al ver a turistas no asiáticos por las calles.

09 Zapatos fuera

Si se visitan casas o restaurantes tradicionales habrá que descalzarse al entrar. Es una costumbre asiática que, por supuesto, también se sigue en Seúl.

10 Picante se dice así...

Moverse por la ciudad es fácil, ya que la mayoría de las indicaciones están en inglés, al igual que las estaciones de metro. En cuanto a los menús de comida, los restaurantes suelen tener también una versión en inglés; en los que no hay que guiarse por las fotografías, pero por si acaso lo mejor es aprenderse bien la palabra coreana para el picante: 매워요 (mewoyo). Evitaremos abrasadoras sorpresas.
¿Tienes planeado viajar a Seúl? Más pistas viajeras aquí



Fuente el País
Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludooo.