Traductor

martes, 4 de agosto de 2015

Frutos rojos y sus beneficios anticáncer¡¡¡¡ SABIAS QUE....

LAS FRUTAS ROJAS:

Las fresas,las frambuesas, los arándanos, las moras y los arándanos rojos contienen acído eláico, así como gran cantidad de polifenoles,que estimulan los mecanismos de eliminación de sustancias cancerígenas e inhiben la angiogénesis. Ademas, las antocianidinas y proantocianidinas promueven la apoptosis de las células cancerosas.
RECOMENDACIÓN DE USO:
Mezclar en el desayuno con leche de soja, en batido con leche de soja y un poco de azúcar morena, cereales varios, que a diferencia de los clásicos cereales de desayuno como los CornFlakes  no elevan el nivel en sangre, de insulina y de IGF.(Lo mejor es el muésli o combinaciones de avena, salvado, linaza, centeno, cebada, espelta, etc.)
En macedonias de frutas o en tentempiés para tomar entre horas, estas frutas rojas aportan un sabor fresco y dulce que no causa un pico de glucémico en la sangre. la congelación no daña las moléculas anticáncer de estas frutas, por lo que en invierno las congeladas pueden sustituir a las frescas.

                                                            mas información aqui
Son muchos los alimentos anticancerígenos de los que hemos hablado en este blog y los que nos quedan por ver…y en este post el turno es para las frutas del bosque ya que algunas sustancias que contienen estos frutos tiene propiedades anticancerígenas.
 

frutas del bosque
 
Frutas del bosque como los arándanos, las fresas, las frambuesas o las moras son muy ricas en polifenoles que son sustancias que se encuentran de forma natural en algunas plantas y que proporcionan muchos beneficios a nuestra salud.
Dentro de los polifenoles con carácter más anticancerígeno nos encontramos con las antocianinas, el ácido elágico y las proantocianidinas.
 

Antocianina

 
Las antocianina están presentes en las frutas y verduras de color rojo, rosa, naranja y azul en las frutas y verduras. Su poder para prevenir o frenar un cáncer se debe a que esta sustancia tiene lacapacidad de inhibir el proceso de proliferación de celular de las células cancerígenas.
 

Ácido elágico

 
El ácido elágico aumenta la capacidad de defensa en las células produciendo una estimulación de los mecanismos que las permiten deshacerse de las sustancias cancerígenas. Este es otro factor que influye a la hora de evitar la aparición de la metástasis.
 

Proantocianidinas

 
Las proantocianidinas son polifenoles complejos que se forman en su unión con varias moléculas de catequina, que es otro compuesto activo presente en algunos alimentos como por ejemplo el té verde. Se sabe que estas sustancias ayudan en gran medida a prevenir el cáncer y a impedir su crecimiento y desarrollo en muchos casos, claro queda que dependiendo de las características de cada individuo, su tipo de alimentación, estilo de vida etc…
Estas sustancias se ha demostrado en muchos estudios que tienen la capacidad de detener e impedir el crecimiento de las células cancerosas.
Un dato que es muy evidente y claro respecto a esto, es que en los animales que consumen frutos del bosque de manera habitual en su dieta se observan índices de cáncer de esófago mucho menor con respecto a los animales que no los consumen.
Dentro de las frutas del bosque más anticancerígenas tenemos a las fresas, las frambuesas y por supuesto a los arándanos.
Los arándanos son probablemente el fruto más antioxidante que existe siendo muy ricos en proantocianidinas.
Por su parte las frambuesas contienen cantidades elevadas de ácido elágico y este en su caso se encuentra en la semilla, mientras que en las fresas este polifenol se encuentra en la pulpa.
Merece la pena incluir las frutas del bosque en la dieta ya que todo alimento alcalino en su estado natural es anticancerígeno y en el caso de las frutas del bosque tenemos unos alimentos que incluso incluirlos en la alimentación puede hacer detener algo tan agresivo como una metástasis gracias a sus sustancias atiangiogénicas.
ANTOCIANIDINAS
Las antocianinas (antocianidinas- OPCs) son unos compuestos vegetales que ejercen una gran variedad de efectos fisiológicos positivos distintos.
Son pigmentos hidrosolubles presentes en las bayas de algunas frutas, especialmente en las que presentan un color azul-púrpura como en el mirtilo, la uva negrael arándano y la grosella entre 200 más.

Acciones fisiológicas de las antocianinas

Las antocianidinas tienen una gran cantidad de acciones corporales, debidas principalmente a sus efectos sobre el colágeno corporal y sobre la respuesta inflamatoria y alérgica.

Colágeno

- Estimulan la síntesis del colágeno
- Inhiben la elastasa y otras enzimas proteolíticas que degradan el colágeno.
- Estimulan la formación de enlaces cruzados o "puentes" que conectan o fortalecen las fibras entrecruzadas del colágeno.
- Evitan que los oxidantes dañen el tejido conectivo. Además protegen la vitamina C en el organismo, imprescindible para la formación de colágeno.

Respuesta inflamatoria y Alérgica

- Inhiben las vías de la ciclooxigenasa y de la lipooxigenasa, disminuyendo los niveles de prostaglandinas y leucotrienos mediadores de inflamación.
- Inhiben la degranulación de mastocitos y de basófilos, disminyendo los niveles de histamina.

Las principales indicaciones de las antocianidinas o antocianinas

Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludoooo¡¡¡...:)

Una sencilla y excelsa paella para comensales con estrella


Una sencilla y excelsa paella

Josefa Navarro cocina en Pinoso el arroz que vuelve locos a Adrià o a Arzak

Josefa Navarro en el restaurante Paco Gandía.
Contaba Josep Pla, ese punto de vista andante con boina, como le definía Manuel Vázquez Montalbán, que de vez en cuando hay que zamparse una paella como Dios manda para saber cómo sabe realmente la buena, pero, también, para ser conscientes de cuáles son las malas.
España es cuna de grandes maneras de hacer arroz, pero a menudo se dan en llamar paellas a lo que sólo resultan simulacros. Es algo que vino a deducir el escritor catalán con hartas dosis de seso, hace ya unos cuantos años, en ese librito cocido con ironía y seny que tituló Lo que hemos comido. El virus de las malas paellas no ha remitido, sino que ha ido lamentablemente en aumento. Pero también es cierto que un buen puñado de restaurantes, conscientes de los crímenes que se cometen en su nombre, se han esmerado por rescatarlo de su contagiosa mediocridad.
Dentro de la cocina, Josefa no permite que nadie interfiera en su método
Para recuperar pertinentemente las esencias del arte arrocero conviene parar en Pinoso (Alicante) y recalar en el templo de fuego que cada día aviva como una faquir Josefa Navarro en Paco Gandía, el restaurante que desde hace 30 años regentan ella y su marido.
Su receta es sencilla. Nos devuelve al arroz que los campesinos apañaban en sus respectivos entornos sin más ingredientes que los animales de campo de que disponían. Pero la mecánica diaria que aplica en sus fogones comporta riesgos parecidos a los de una producción siderúrgica en serie. Cada mediodía de su vida, esta mujer con aires de serena sacerdotisa soporta paciente temperaturas de 70 grados o más al acercarse a retirar en plena ebullición de la pira alimentada por ella las paellas que sirve Gandía en la sala.
“Hacia las siete y media voy cociendo en los pucheros el conejo y los caracoles. Ese caldo necesita un reposo de unas cuatro horas antes de pasar a cocerse con el arroz”. Lo comenta al tiempo que va metiendo sobre las brasas los matojos atados de sarmiento. En la calle de su discreto Pinoso pueden lamentarse sin exagerar los 38 o 40 grados de este verano interminable. Pero a Josefa, por el contrario, cuando sale de la cocina, le alivian. De un golpe, puede bajar unos cuantos celsius la angustiosa presión de su hábitat.
Arroz de Conejo con caracoles en el restaurante Paco Gandia. / JULIÁN ROJAS
“Mañana viene Joël Robuchon”, comenta Paco Gandía sin darle más importancia que el acontecimiento de una visita anual. Uno de los sumos sacerdotes de la postnouvelle cuisine acude cada verano al local. Entre el minimalismo de su predicamento y la propuesta paellera del restaurante alicantino puede haber una diferencia de varios centímetros de diámetro. Pero cuando sacan el recipiente en círculo a la mesa y uno empieza a rascar con la cuchara sin necesidad de bajarlo al plato, la distancia se disipa en el paladar con la contundencia sencilla de los grandes manjares.
Al caldo mañanero del caracol y el conejo le han seguido 20 minutos —o menos—, de cocción a un fuego salvaje, furibundo, enardecido. La proteína del mero campo junto al arroz, el azafrán, el aceite, la sal y un poquito de tomate, “sin que se note”. Antes le han precedido unas entradas que nos muestran el producto de otra manera y que pueden ir desde caracoles a la brasa a un hígado encebollado, revuelto de morcilla o unos taquitos de conejo con ajos tiernos.
Paco Gandía quiere analizar los ingredientes por partes: “El arroz debe ser sénia bahía, de los más difíciles de cocinar. No es blanco, tiene unas pintitas negras; si lo filtras mucho le quitas propiedades”, afirma. “El conejo lo compramos en los mataderos y tiene que haberse sacrificado dos o tres días antes. No queremos que nadie lo manipule desde ese momento, salvo nosotros”. En cuanto a los caracoles… “De aquí, que tenemos cuatro sierras alrededor. Pueden ser distintos, pero el mejor se da donde abunda el romero y el tomillo. La época para recolectarlos, primavera y otoño, cuando el monte y los campos están más plenos”. No puede faltar el toque que muchas veces marca la diferencia: “El azafrán tiene que ser bueno, de los que existen en el mercado en torno a los 6.000 euros el kilo, y no podemos cambiar ni la sal ni el agua. Cuando lo hemos hecho por necesidad, se nota”.
“El arroz debe ser sénia bahía, de los más difíciles de cocinar”
Josefa Navarro, cocinera de Paco Gandía
Gandía lo cuenta. Pero dentro de la cocina, Josefa lo pone en práctica y no permite que nadie interfiera en su método: “Aquí somos yo y mi relación con el fuego”. Así es cuando, un tanto apartado del aquelarre, alguien la observa. Vestida de blanco, penetra entre las llamas para esparcir los ingredientes: un puñado de sal, un golpe de azafrán, una cucharada robada para comprobar el equilibrio de los sabores.
Los aromas le son tan mecánicamente familiares que si va a cualquier restaurante, los huye. “Ni se me ocurre pedir arroz en ningún sitio. ¿Para qué si es lo que pruebo cada día en mi cocina?”. No mueve un dedo pues por una paella, pero sí la clientela que tienen en 100 kilómetros a la redonda, dentro de un vértice al que llegan comensales de Murcia o la Comunidad Valenciana, dispuestos a pagar 18 euros por ración.
Por no hablar de los peregrinos como el citado Robuchon o tambiénFerran Adrià y Juan Mari Arzak, igual de asiduos al arte entroncado con los ritos del fuego que les ofrece Josefa en la mesa. Su dominio es absoluto: ella mete la mano y las llamas se apartan.

Treinta años de secretos

No es solo el tipo de arroz, preferentemente bomba o sénia bahía, como el que prescriben Josefa Navarro y Paco Gandía. El primero da un margen extra de cocción que puede ser fundamental. Como resulta primordial un sofrito esmerado que debe hacerse horas antes con una base de aceite, ajo, cebolla y pimiento verde. Los ingredientes deben ser frescos y ahí se deja, lejos de la ortodoxia, al gusto de quien la vaya a cocinar. Al fin y al cabo, la paella no deja de ser un variado arroz con cosas. Durante la cocción debe medirse el agua, siempre doble que la cantidad de arroz y añadirse la sal y el mejor azafrán posible. En eso hay que esmerarse y no dejarse timar por vendedores de colorante con disfraz de esta especia tan delicada como fundamental. El fuego debe ser conocido y regulable. Muchas se estropean por cocerse en fogones extraños al manejo habitual de los mismos. Finalmente, el reposo, mínimo de tres minutos…
Fuente el País
Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludoooo¡¡¡...:)

José Andrés, al lado de los hispanos

José Andrés, al lado de los hispanos

El cocinero asturiano ha plantado al magnate Donald Trump por sus comentarios ofensivos hacia los mexicanos

                El cocinero José Andrés. 


Resultado de imagen de restaurantes de jose andres en eeuu imagenesEn 2012 la revista Time le incluyó entre las 100 personas más influyentes del mundo y el año pasado fue premiado por el presidente Barack Obama como ejemplo de emigrante de éxito. Con esta tarjeta de presentación era difícil que José Andrés, uno de los reyes de la gastronomía mundial, siguiera manteniendo vínculos comerciales con el multimillonario precandidato republicano a ocupar la Casa Blanca Donald Trump, boicoteado por poderosas empresas —desde Univisión a Televisa— a raíz de sus comentarios sobre los inmigrantes mexicanos, a los que tildó de “narcotraficantes y violadores”.
Resultado de imagen de restaurantes de jose andres en eeuu imagenesEl chef asturiano es una celebridad al otro lado del Atlántico, donde posee una triunfante cadena de restaurantes cuyo embrión fue Jaleo, un local desde el que lanzó su particular revolución de la tapa. Su próximo gran proyecto pasaba por instalar un restaurante en el hotel de lujo creado por Trump en un antiguo edificio de Correos en Washington. Un suculento contrato de 10 años roto en pedazos por José Andrés como protesta por las ofensivas declaraciones del magnate. Trump no parece, sin embargo, dispuesto a quedarse sin los apetitosos menús y se ha querellado contra el cocinero español, al que reclama nueve millones de euros por daños y perjuicios. Entre un jugoso negocio y la dignidad, José Andrés no ha tenido dudas a la hora de elegir. Ya explicó en su día que los comentarios despectivos de Trump le impedían seguir adelante con la apertura de un restaurante español en el imponente hotel del empresario xenófobo. Sobre todo si se tiene en cuenta que más de la mitad de su equipo es hispano y que muchos de los comensales que acuden a sus locales también lo son.
Resultado de imagen de restaurantes de jose andres en eeuu imagenesEn EE UU, José Andrés es más que un prestigioso cocinero. Es un modelo de empresario, artista y filántropo. Asesora a Michelle Obama en cuestiones nutricionales, Hillary Clinton le fichó para la alianza global que promueve cocinas limpias en países azotados por crisis humanitarias y ha creado una asociación para luchar contra el hambre en los países en vías de desarrollo de las Américas y África. Tras el terremoto de Haití de 2010 se ató el delantal y viajó a la isla caribeña para dar de comer a los afectados por la catástrofe. En 2011 fue galardonado por la Fundación James Beard —la más grande autoridad culinaria de EE UU— como el mejor chef.
Resultado de imagen de restaurantes de jose andres en eeuu imagenesResultado de imagen de restaurantes de jose andres en eeuu imagenesJosé Andrés se plantó en Estados Unidos con 21 años y 40 dólares en el bolsillo. Con tenacidad y trabajo ha hecho realidad el sueño americano. Gestiona restaurantes de 300 o 400 euros el cubierto y otros en los que se puede comer por 40. En estas dos décadas se ha convertido en un mago de la cocina y es una estrella en la televisión, donde además de ser asiduo del desaparecido programa de David Letterman produjo la serie gastronómica para el canal público PBS Made in Spain, un escaparate de España a través de sus fogones. Ha conseguido la nacionalidad estadounidense pero no renuncia a sus raíces: “Me siento español, pero también lloro al ver la bandera de Estados Unidos”, ha dicho.
Fuente el País

Si te a gustado dedito arriba si te a encantado suscríbete y comenta compartiré contígo todas las recetas y datos de interés del El Fogón de la Comarca, muchas gracias y un saludoooo¡¡¡...:)